Sábado, 27 Febrero 2021

Curso de FFOMC de Protección Radiológica

Dr. Arrazola: “Pretendemos concienciar a los profesionales sanitarios de los efectos nocivos de la radiación y de las pruebas innecesarias”

El Dr. Juan Arrazola García, Jefe del Servicio de Radiodiagnóstico del Hospital Clínico San Carlos, Madrid, y director académico del “Curso de Protección Radiológica para el uso de las radiaciones ionizantes” de la Fundación para la Formación de la Organización Médica Colegial (FFOMC) analiza en esta entrevista los objetivos de esta formación por la cual pretenden “concienciar a los profesionales sanitarios de los efectos nocivos de la radiación y de las pruebas innecesarias”

Madrid 08/09/2020 medicosypacientes.com/ Sara Guardón
La protección radiológica es una actividad multidisciplinar, de carácter científico y técnico, que tiene como finalidad la protección de las personas y medio ambiente contra los efectos nocivos que pueden resultar de la exposición a radiaciones ionizantes. Es por ello que la FFOMC ha puesto en marcha este curso de 46 horas lectivas que el alumno puede empezar cuando considere y que tiene concedidos 46 créditos ECMECs. Acceso a programa en https://www.ffomc.org/intro_ProteccionRadiologica
 
¿Por qué es importante la protección radiológica para el uso de las radiaciones ionizantes? ¿Cuál es su finalidad?
 
En los últimos años, a medida que las pruebas radiológicas han mejorado su capacidad diagnóstica, se han expandido sus indicaciones y aplicaciones y su utilización ha aumentado muy rápidamente. En paralelo ha crecido la preocupación por el uso inapropiado, y dentro de él la utilización excesiva innecesaria (sobreutilización) que en muchos casos aumenta la exposición de los pacientes a radiaciones ionizantes y además supone un aumento de los costes. De suyo, las exposiciones por radiodiagnóstico son la causa principal de exposición a la radiación artificial y suponen una sexta parte de la radiación total.
 
El objetivo principal de la protección radiológica es la protección de los individuos y de la humanidad en su conjunto frente a los riesgos derivados de aquellas actividades médicas que pueden implicar exposición a radiación ionizante. 
 
¿Qué efectos nocivos se producen en las personas y medio ambiente derivados de la exposición a radiaciones ionizantes?
 
La exposición a las radiaciones ionizantes entraña riesgos sanitarios para los individuos directamente irradiados. En efecto, el individuo expuesto puede experimentar manifestaciones a corto o largo plazo según la magnitud de la dosis recibida. Por otra parte, la irradiación de los miembros de una población puede dar lugar a mutaciones genéticas y por consiguiente podría, por este medio, provocarse un deterioro en la calidad de la especie humana.
 
¿Cómo podrían evitarse?
 
Involucrándonos todos, desde las empresas tecnológicas fabricando equipos que realicen exploraciones con dosis más bajas, pasando por los profesionales sanitarios siendo conscientes de los efectos nocivos de la radiación utilizada con fines médicos, prescribiendo sólo las exploraciones justificadas y optimizando adecuadamente las dosis administradas hasta los propios usuarios o pacientes conociendo los riesgos a los que se someten y no demandando tantas pruebas complementarias. 
 
Es fundamental que tanto el médico prescriptor como el médico especialista se involucren en el proceso de justificación de las pruebas. 
 
¿Cómo afectan a los profesionales sanitarios y a los pacientes?
 
Los profesionales sanitarios no sólo son los agentes responsables de prescribir o realizar exploraciones con técnicas que utilizan radiaciones ionizantes sino que en  ocasiones están profesionalmente expuestos al tener que realizar su trabajo junto al paciente (como es el caso de los procedimientos intervencionistas o determinados procedimientos quirúrgicos) por lo que reciben también radiación ionizante. Así pues todas las medidas de protección que tomemos para los pacientes en general también repercuten en una reducción de las dosis de radiación a los profesionales expuestos. 
 
¿En qué medida la racionalidad de las decisiones médicas son un instrumento de prevención primaria?
La aplicación estricta del principio de justificación es el punto de partida fundamental. En radioprotección se trata de decisiones que conducen a evitar la realización de pruebas innecesarias con radiaciones ionizantes. 
 
Se deben justificar todas las exposiciones médicas con objeto de proteger la salud frente a los riesgos derivados de las radiaciones ionizantes. Las exposiciones médicas deben proporcionar un beneficio neto en la salud del paciente, teniendo en cuenta los posibles beneficios diagnósticos o terapéuticos que producen, frente al detrimento individual que puedan causar. 
 
También se valorará la conveniencia de realizar estudios alternativos que no impliquen la utilización de radiaciones ionizantes.
 
¿Cuáles son los objetivos principales de este curso?
 
Mejorar el uso adecuado del diagnóstico por imagen, eliminando las pruebas innecesarias.
 
Mejorar el conocimiento sobre los riesgos inherentes al uso de las pruebas diagnósticas. 
 
Promover y fomentar la utilización por parte de los médicos peticionarios de las guías existentes de uso adecuado de pruebas radiológicas. 
 
¿A quién está dirigido?
 
Principalmente a médicos prescriptores que solicitan pruebas con radiaciones ionizantes que deseen actualizar sus conocimientos de protección radiológica.  Además puede ser de interés para  cualquier otro profesional sanitario con interés en el tema e incluso para personal en formación como estudiantes de medicina.
 
¿Qué resultados se esperan de este curso?
 
Concienciar a los profesionales sanitarios de los efectos nocivos de la radiación utilizada con fines médicos y de que pedir pruebas innecesarias, en exceso o inadecuadas es una práctica que tiene consecuencias en la seguridad de nuestros pacientes debido a los riesgos inherentes por la exposición a radiaciones ionizantes
 
Utilizar guías clínicas, protocolos o sistemas de ayuda a la decisión siempre que sea posible, especialmente al solicitar una prueba que implique uso de radiaciones ionizantes.